FUERTES FRONTERIZOS

FUERTES FRONTERIZOS DE CEUTA

Plano de los Fuertes Neomedievales

Así como el sistema de fortificaciones permanente abaluartado fue experimentando por primera vez en Ceuta con la construcción del conjunto defensivo de las Murallas Reales del Frente de Tierra y después utilizado por todos los ejércitos modernos de la época, igual ocurre con el modelo de castamentación estable neomedievalista que, también aquí se puso en práctica por primera vez y más adelante fue imitado por las potencias europeas en las guerras coloniales de la Edad Contemporánea.

La experiencia vivida por las tropas españolas que intervinieron en la Guerra de África de 1.859 - 60, puso de manifiesto la necesidad de disponer de unas fortificaciones estables de pequeño o mediano tamaño, capaces de aguantar las embestidas de tropas irregulares muy numerosas, bien dotadas de armas ligeros, pero carente de artillería de retrocarga, que se lanzaban contra los pequeños reductos hasta entonces existentes, contra los cuales, los colosales bastiones de Bauban resultaban, por su excesiva volumetría y alto coste en tiempo y dinero, poco prácticos, encontrándose la solución en la fórmula medieval de las torres circulares o poligonales de reducidas dimensiones y altos muros con troneras, rodeadas de profundos fosos salvados por puentes levadizos y dotadas de aljibes para el almacenamiento de aguas pluviales.

Terminada la contienda y delimitada la nueva frontera de Ceuta con Marruecos por el tratada de Wad Ras, firmado el 26 de abril de 1.860, se construyeron entre 1.860 y 1.870 en las cimas más altas de Sierra Bullones varios fuertes y fortines tanto para vigilar la línea fronteriza, como para prevenir posibles ataques. Estos de Norte a Sur son:

FUERTE DEL PRÍNCIPE ALFONSO

Fuerte del Principe Alfonso

Es un fuerte de estilo neomedieval, de planta rectangular, con un patio central bajo el que se encuentra un aljibe; con foso seco y bastiones en punta de flecha en tres de sus flancos, excepto en el sur, donde dispone de tres cañoneras, cuenta con un sótano, planta baja y cubierta con batería. Consta de dos órdenes de fuego de fusil y de piezas de artillería de pequeño calibre, y tenía capacidad para 300 hombres. Está construido en hormigón y cal, mampostería, ladrillo macizo y sillarejo.

FUERTE DEL SERRALLO

Fuerte del Serrallo

El fuerte del Serrallo es uno de los fuertes neomedievales construidos a mediados del siglo XIX cuando, finalizada la guerra con Marruecos y sellada la paz con el Tratado de Wad-Ras, se consideró oportuno asegurar el linde fronterizo con una serie de torres de vigilancia que previniesen posibles agresiones procedentes del exterior. Fue el cuartel principal de la línea de fuertes compuesta por los fuertes de Príncipe Alfonso, Piniers, Francisco de Asís, Mendizábal, Aranguren, Isabel II, el Renegado, Anyera y Benzú. Desde el Serrallo se daba la hora con una especie de campana de timbre y martillo, repitiéndose desde el Isabel II a los demás fuertes. A mediados de siglo XX fue reconstruido, y no ha quedado nada que recuerde al antiguo alcázar que allí hubo. Tenía capacidad para 500 hombres.

FORTÍN DE MENDIZABAL

Fortin de Mendizabal

El fortín de Mendizabal, proyectado por el ingeniero Mendicuti en 1866 y concluido entre 1881 y 1882. En 1904 se dispuso dotarlo con una batería de cuatro obuses de 15 cms. y cuatro cañones de tiro rápido de 7,5 cms. En 1923 fue entregado al Tercio de Extranjeros, para emplearla como correccional para sus arrestados. A mediados del siglo XX fue ocupado por la Guardia Civil para realizar labores de vigilancia de fronteras. El fortín de Mendizabal fue levantado en honor del Comandante de Ingenieros Mendizábal, muerto en 1859. Se trata de un fuerte fusilero formado por una torre neomedieval troncocónica con patio cubierto de 10,5 metros de alto, 13 metros de diámetro interior y 16 metros de diámetro exterior. Presenta 4 ordenes de fuero de fusilería y tenía capacidad para 40 hombres. Los materiales y técnicas empleados en su construcción son hormigón y cal, mampostería, ladrillo y sillarejo.

FORTÍN DE PINIES

Fortin de Pinies

Se trata de un fuerte fusilero formado por una torre neomedieval de planta casi circular, con altos muros, troneras, aspilleras y matacanes, además de un foso seco con puente levadizo. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería y tenía capacidad para 14 hombres. Los materiales y técnicas empleados en su construcción son hormigón y cal, mampostería, ladrillo y sillarejo. Se encuentra en aceptable estado de conservación, aunque abandonado y en estado de ruina progresiva.

FORTÍN DE FRANCISCO DE ASIS

Fortin de Francisco de Asís

Fue construido entre 1862 y 1877. Fuerte fusilero formado por una torre neomedieval troncocónica de altos muros con troneras, aspilleras y matacanes. Disponía de un foso seco salvado por un puente levadizo. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería, y tenía capacidad para 14 hombres. Desde él se pueden contemplar unas magníficas vistas de Ceuta y de Marruecos. Los materiales y técnicas empleados en su construcción son hormigón y cal, mampostería, ladrillo y sillarejo.

FORTÍN DE ISABEL II

Fortin de Isabel II

El fortín de Isabel II, proyectado en 1865 por el ingeniero Federico Mendicuti y realizado entre 1871 y 1880, es uno de los fuertes neomedievales construidos a mediados del siglo XIX cuando, finalizada la guerra con Marruecos y sellada la paz con el Tratado de Wad-Ras, se consideró oportuno asegurar el linde fronterizo con una serie de torres de vigilancia que previniesen posibles agresiones procedentes del exterior. Originalmente (1860) fue un reducto con barracones provisionales de campaña, pero el 12 de diciembre de 1862 se aprobó el proyecto de sustitución del reducto por una torre.Su destrucción debió ser la causa que desencadenó la campaña de 1859 contra la cábilas marroquíes. En 1905 se propuso dotarla de cuatro obuses de 15 cms. y cuatro cañones de tiro rápido de 7,5 cms., así como otros cañones de 15 cms.

Se trata de un fuerte fusilero formado por una torre neomedieval troncocónica de 24 metros de diámetro exterior y dos plantas, con patio abierto en su interior, troneras para batir el foso, y contraescarpa con ausencia de matacanes o ladroneras. La única entrada se elevaba a nivel de la la segunda planta. El acceso a la entrada se realizaba por una escalera retráctil como las de las torres almenaras costeras. Sobre el arco escarzano de la entrada hay un escudo con las armas reales de Isabel II, de ahí el nombre de la fortificación. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería, tenía capacidad para 100 hombres y estaba armada con tres pequeños cañones. En él se instaló un poste repetidor de televisión. Los materiales y técnicas empleados en su construcción son hormigón y cal, mampostería, ladrillo y sillarejo.

FORTÍN DE ANYERA

El fortín de Yebel Ányera, proyectado en 1860, construido entre 1862 y 1864 y reformado en 1866 y en 1877. Fuerte fusilero formado por una torre neomedieval troncocónica de 18 metros de altura, con troneras, aspilleras y matacanes. Disponía de un foso seco salvado por un puente levadizo. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería y tenía capacidad para 14 hombres. Es similar al resto de los fortines vecinos, pero el más pequeño de ellos.

FORTÍN DEL RENEGADO (LA TORTUGA)

El fortín del Renegado fue proyectado en 1864. Se encuentra más retrasado y protegido por el los demás, y desde él se dispone de una visión general de los demás fuertes, por lo que quizá fuera utilizado como centro logístico en caso de agresión. Recibió el nombre de un cristiano que adjuró y se quedó a vivir en una casilla en el monte en que se construyó dicho fuerte, y que anteriormente se llamó Marabú (Santón). Ha sido reformado totalmente, por lo que hoy día no se parece en nada al original, que debió parecerse al fortín de Anyera. Se trata de un fuerte fusilero formado por una torre neomedieval de planta casi circular. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería y tenía capacidad para 14 hombres.

FORTÍN DE ARANGUREN

Fortin de Aranguren

Fue proyectado en 1865. Se trata de un fuerte fusilero formado por una torre circular neomedieval troncocónica con patio cubierto. Presenta 4 ordenes de fuego de fusilería y capacidad para 40 hombres. Tiene dos plantas y batería, con un patio circular que dispone de una escalera helicoidal interior. Dispone de un foso circular seco y matacanes y aspilleras.

FORTÍN DE BENZÚ

Antiguo Fortin de Benzú

Fue proyectado en 1.866 y reformado en 1.881. Presentaba 3 ordenes de fuego de fusilería y constaba de dos pequeños cañones. Tenía capacidad para 60 hombres. Fue destruido en época moderna a causa de la explotación de una cantera allí existente.

INFORMACION

DIRECCIÓN: Fortines distribuidos por la linea fronteriza de Ceuta con Marruecos.
ENTRADA: No está permitida su entrada.
COMO LLEGAR: GOOGLE MAPS